Para que no te olvides… ¡Domicilia tus pagos!

¿Has oído hablar de la domiciliación de pagos? ¿Ya la utilizas?

Úsala, es una gran ventaja.

La Asociación de Bancos de México define la domiciliación como el mandato del titular de una cuenta a su banco para que, con cargo a dicha cuenta, pague un recibo presentado por un tercero.

Si domicilias tus pagos, se aplicarán automáticamente con cargo a la cuenta bancaria que designes para ello. Puede ser tu cuenta de ahorro, de cheques, o tu tarjeta de crédito, por ejemplo.

Además, puedes hacerlo tanto con servicios públicos como el agua, la energía eléctrica y el predial, como con privados como el teléfono fijo o móvil, la televisión por cable, el Internet, el gas e incluso las hipotecas y colegiaturas.

Si eventualmente te has olvidado de pagar alguno de los servicios básicos, conoces perfectamente las dificultades de las que te libra la domiciliación. Si no te ha pasado, créenos: no quieres saberlo. Sin gas o sin luz las cosas se ponen realmente difíciles.

¿Tienes algún sistema de streaming de audio o video? Pues entonces muy probablemente ya usas la domiciliación. Es así como funciona: registras tu tarjeta, cada mes el cargo se hace automáticamente y te llega el comprobante por correo electrónico.

Para los pagos de servicios es lo mismo.

Otra ventaja que te brinda este método de pago es que fortalece y mejora tu historial crediticio, pues al realizarse automáticamente, todos tus pagos serán oportunos, lo que se verá reflejado directamente en tu Mi Score (nuestro producto que por sólo $58 muestra en una cifra tu calificación crediticia) y en tu Reporte de Crédito Especial, al cual tienes derecho de forma gratuita cada 12 meses y con un costo de $35.60 cada uno de los adicionales que requieras en el mismo lapso.

Esta oportunidad en tus pagos te permitirá acceder a más financiamientos y en mejores condiciones para ti.

Como ves, domiciliar te ofrece muchos beneficios. ¡Por eso te lo recomendamos!

Y a la vez, el buen uso de tu tarjeta te puede dar a ganar puntos o ampliaciones del límite de crédito, lo que -recuerda- no es dinero extra, pero te aporta cierta tranquilidad de que, de ser necesario, podrás hacerle frente con mayor facilidad a algún imprevisto.

Para que todo ande bien en casa…

Domicilia tus pagos.

Para conocer más sobre Buró de Crédito visita nuestro sitio web www.burodecredito.com.mx

Compartir: